Sábado, 3 diciembre, 2016

Messi, vuelve pronto. El Barça te necesita.
Messi, vuelve pronto. El Barça te necesita.

Messi, vuelve pronto. El Barça te necesita.

Están acostumbrados a tocar, tocar y tocar esperando a que Messi decida actuar con una estocada definitiva. Así se escribe la historia del Barça de los últimos tiempos, con un Barça viviendo de las estocadas de Messi, el mejor jugador del mundo de aquí a Lima por mucho que algún no iniciado pretenda poner a su altura al chico ese ansioso, el de los gestos chulescos, el que está más pendiente de provocar al personal que de conducir a su equipo a la victoria.

Está bien que el Barça tenga al mejor jugador del mundo, está bien que el mejor jugador del mundo no se esconda y busque en cada partido demostrar que el mundo es suyo, pero no parece recibo que exista una dependencia excesiva y obsesiva hacia el líder en un equipo en el que juegan ocho campeones del mundo.

Si Del Bosque es capaz de buscarse la vida con estos hombres y sin Messi, Guardiola tiene la gran oportunidad ahora, sin el argentino, de demostrar que es un hombre de recursos, que hay vida más allá de Messi y que los triunfos del Barça, sus triunfos, no son los de un sólo hombre, no vaya a ser que al final Pep pase a la historia como el que estaba en el banquillo cuando Messi conseguía títulos.

La cita de Bilbao es clave. Allí el Barça encontrará los espacios que no le ofreció el Sporting para desarrollar su mejor fútbol. Allí el Barça tiene que dar otra imagen, porque no se puede jugar andando cuando se pretende sorprender a un rival que atraviesa el autobús delante de su área y se limita a esperar y verlas venir.

Teniendo en cuenta que Iniesta va a más y está recuperando el tono de sus mejores días, el Barça tiene que volver a ofrecer esa imagen que ha llenado de orgullo a los barcelonistas en los últimos años. Messi no estará en San Mamés. ¿Y qué? Esperamos de Guardiola un examen de conciencia, un acto de contricción y una redención de los pecados cometidos ante el Sporting con una nueva exhibición.

COMENTA CON FACEBOOK



Related posts