Sábado, 3 diciembre, 2016

Guardiola, un provocador nato
Guardiola, un provocador nato

Guardiola, un provocador nato

Y es que Pep Guardiola, ese miccionador de perfume que tanto enamora a todo el mundo, ha demostrado ser mucho más grosero y provocador que Mourinho. Desde que se hiciera cargo del primer equipo en el verano de 2008, Guardiola suma dos expulsiones por incidentes con los árbitros. La temporada pasada en el encuentro Almería-Barça, Clos Gómez expulsó al de Santpedor por protestas reiteradas por la actuación arbitral. En un partido de Champions ante el Bayern de Munich en 2009, Guardiola fue también expulsado por protestar un penalti. Pese ello, el ‘mea colonias’ no duda siempre en presumir que nunca habla sobre los árbitros…

Pero es que Guardiola, ese a de un tipo educado, correcto, elegante, que no tiene una palabra mala para nadie, y poco amigo de polémicas, tiene unos antecedentes más que sospechosos. En la única temporada que dirigió al Barça B, el técnico tuvo que ver desde la grada el partido de sus chicos hasta en tres ocasiones (sancionado con un partido en el Barcelona-Manlleu con un partido y con dos partidos en el Manlleu-Barcelona). Ya como jugador Guardiola apuntaba formas. El catalán, más que por su juego, ha pasado a la historia del conjunto azulgrana por ser expulsado hasta en ocho ocasiones. Todavía hoy el bueno de Pep conserva el dudoso honor de ser el jugador que más veces se fue fuera del campo antes tiempo en el Camp Nou.

Pese a todo ello, Mourinho siempre será demonizado por la prensa catalana. La hipocresía en la prensa barcelonista es el pan nuestro de cada día.

COMENTA CON FACEBOOK



Related posts