El guión de Pedrerol: "¡Todos con Croacia y contra Messi y Mbappé!"

El guión de Pedrerol: "¡Todos con Croacia y contra Messi y Mbappé!"

| 2022-12-13

| Fede Peris

Desaforada campaña contra Argentina en El Chiringuito. Los años de Messi en el Barça han hecho mucho daño en la prensa de Florentino. No lo superan.

El guión es sencillo. Una vez superado el escollo de España -¡menudo problemón si llega a ganae el Mundial-, las preferencias del guión de El Chiringuito eran para Portugal, por Cristiano Ronaldo, y para Brasil, que alinea a más madridistas que La Roja. El catecismo de El Chiringuito es así de simple. Pero si a España la eliminó Marruecos en los penaltis, a Portugal se la llevo por delante el mismo rival en 90 minutos. Y la favorita Brasil cayó dando pena ante Croacia. Tanto machacar a España por su fútbol y los favoritos no han jugado mejor, para sonrojo del guionista de El Chiringuito.

Messi y Mbappé, las bestias negras de El Chiringuito

Y tal y como están las cosas, la apuesta de Pedrerol y su pandilla está con Croacia. Ahí está Modric. Es el Real Madrid. Y las fobias se concentran en Mbappé y en Messi. Uno por dejar a Florentino Pérez plantado en el altar. Y el otro porque es Messi. Es el Barça. Es el que más rabia da, el que más goles le ha marcado al Real Madrid y el que más títulos le ha quitado. A Messi ni agua.



Y si, además, Luka Modric, sabiendo que se trata de un medio propagandístico suyo que le come en la mano y es del Real Madrid, acepta conceder una entrevista en directo para El Chiringuito, rrazón de más para el "¡Viva Modric, y fuera todo lo demás!" Y si además hay gestos y podemos hablar de mala educación de Messi, mejor. Y ojalá la providencia quiera que Mbappé pierda o dé motivos para darle palos hasta en el carnet de identidad, la especialidad de la casa. 

 



Juanma Rodríguez, un muy y mucho español de los pies a la cabeza, confesó sin rubor que él iba con Brasil y justificaba su odio a Argentina y Messi: “Espero y deseo que Croacia le meta cuatro a Argentina. Y si tienen la suerte de pasar a la final, que sea Francia la que le meta seis a Argentina, y que Modric les haga el gesto. Y si pasan a la final que se lo hagan los franceses. Es impresentable. Todo no se puede defender. Entiendo que un argentino se pueda sentir identificado con esto. Esto no es fútbol. Es el antifútbol y el anti fair play. Como yo no soy un caballero, espero y deseo ferviente que os metan cuatro. Y si llegáis a la final, que os metan seis". 



Y anunció un deseo, como los deseos de Tomás Roncero que nunca se convierten en realidad: "Va a ser un Argentina contra resto del mundo. Croacia debería llevar una camiseta de la ONU:. el Karma existe y os va a pasar". El mundo contra Argentina, porque así lo ha decidido un periodista empeñado en que el mundo esté de su lado, aunque vaya circulando por una autopista en dirección contraria. Los locos son los demás.

 



 

Y Edu Aguirre, siempre dispuesto a atiza a Messi (en sus inicios le insultaba directamente por el daño que le hacía al Real Madrid) se apuntaba al carro de los palos, que para eso le pagan: “Messi tiene una capacidad bastante importante de influencia en los niños. Y ayer no lo demostró. Ayer se equivocó. Hay muchos niños que ven a Messi llamar bobo en TV”.

Qué pena que jamás cayera este individuo en la cuenta del daño irreparable que la actitud soberbia, prepotente y chulesca de Cristiano Ronaldo ha causado en los niños. No en un partido. Siempre. Pero la crítica en El Chiringuito es selectiva. Los insultos y desprecios de Cristiano Ronaldo a sus rivales nunca existieron.

 

Y Pedrerol intervenía poniendo su granito de arena a la campaña antiMessi: "Croacia elimina a Brasil y Modric busca al perdedor. Busca a Rodrygo para animarle y levantarle el ánimo. Modric es el mejor ejemplo para los chavales, seguro". Lo que nunca dijo Pedrerol es que Mourinho, entrenador del Real Madrid, fue el peor ejemplo posible para los niños. Retirando a sus jugadores del campo cuando el rival iba a recibir la Supercopa para no darles la mano o metiéndole el dedo en el ojo a un entrenador rival, de forma cobarde y por la espalda.

¿Por qué ahora sí y entonces no? ¿Por qué no habla Pedrerol de las burlas de Vinicius y sus insultos a los rivales tirando de prepotencia y chulería?

A Pedrerol hay que refrescarle la memoria. Muy fina tiene la piel con Messi y anchas espaldas mostró para defender las conductas energúmenas de su amigo Jose Mourinho, el campeón de la mala educación. 

 

 

Pedrerol insistía: “Esta imagen no es agradable, es reírse del que está en el suelo. Lo ideal nao es meterse con el jugador que está en el suelo y el deporte se convierte en otra cosa". Efectivamente, lo ideal no es meterle el dedo en el ojo al rival. Y eso, y su correspondiente pancarta gigante, lo defendió Josep Pedrerol en el plató. 

Antes se pilla a un mentiroso que a un cojo.

Comenta con Facebook