Jueves, 8 diciembre, 2016

2010, el año en que Messi se salió
2010, el año en que Messi se salió

2010, el año en que Messi se salió

Pep Guardiola no tuvo ningún problema en reconocerlo: él decidió que Messi tuviera un trato especial en las vacaciones navideñas porque “se lo ha ganado”, y no hace falta más que mirar atrás para comprobar que el entrenador del Barça tiene toda la razón del mundo.

El crack argentino ha jugado 67 partidos en el año 2010, en los que ha marcado un total de 62 goles, unas cifras espectaculares al alcance de muy pocos, o de ninguno, porque Leo no juega en cualquier equipo de regional, sino que lo hace en uno en que la presión y la exigencia son máximas y él ha respondido como lo que es: el mejor jugador del planeta.

Leo Messi no esperó a las fiestas navideñas para dejarnos su mejor regalo. Durante todo el año nos ha obsequiado con el mejor repertorio de regates, disparos, pases, asistencias y sobretodo goles que se pueden ver en el fútbol profesional de todo el mundo.

Lo más curioso es que, anecdóticamente, puede que esta temporada Leo no acabe recibiendo el FIFA Balón de Oro como mejor jugador del planeta. Y decimos anecdóticamente porque se da la circunstancia de que este año sus ‘rivales’ son sus compañeros del Barça Xavi e Iniesta, quienes han levantado la Copa del Mundo el pasado verano, y ese detalle pesa mucho en estos casos, aunque no cabe ninguna duda de que Messi, de seguir a un nivel similar, volverá a ganar esta distinción varias veces más.

Precisamente el Mundial ha sido el único lunar del 2010 para Leo. De la mano de Maradona, Argentina no cuajó una gran participación en la máxima competición internacional, en la que Messi se despidió incluso sin marcar un solo gol.

Es por ello que el crack del Barça se ha puesto como reto con su selección la consecución de la próxima Copa América y demostrar así que también con su país Leo es el mejor del mundo.

COMENTA CON FACEBOOK



Related posts