Sábado, 10 diciembre, 2016

“Me muero por volver a jugar”
“Me muero por volver a jugar”

“Me muero por volver a jugar”

¿Cómo estás?
No tengo ninguna molestia en la rodilla. Ha pasado un mes después de la lesión y todo está yendo bien. Estoy haciendo muchas horas de fisioterapia y eso me está ayudando mucho.

Después de un mes muy duro vuelves a sonreír.
Sí. Principalmente por las molestias que poco a poco se van quitando. Eso me hace muy feliz. Poco a poco estoy volviendo a sonreír con más frecuencia. Tengo muchas ganas de volver.

El apoyo de los compañeros está siendo muy importante.
El vestuario me está ayudando muchísimo. Antes habéis visto a Cristiano que venía a bromear conmigo, pero además hay otros muchos jugadores con los que hablo que han pasado por situaciones como la mía. Me están ayudando mucho y se lo agradezco mucho a todos.

El punto de partida es ese 5 de agosto cuando te operan. A partir de ese día por la cabeza de Kaká no pasa otra cosa que no sea trabajar muy duro para volver cuanto antes.
Hablé con los médicos y les pregunté cuanto tiempo necesitaría para poder jugar. Me dijeron que dependía mucho de la evolución y de mí también. Les dije que yo iba a hacer todo lo posible para volver lo más rápido posible. Estoy haciendo todo lo que está en mi mano para volver a jugar y hacerlo bien.

¿Sientes que los plazos se van cumpliendo y que cada día está más cerca el momento de volver? Los médicos dicen que a veces tienen que frenarte…
Estoy haciendo todo lo que me dicen los médicos y los fisioterapeutas. Es verdad que a veces me gustaría hacer un poco más porque tengo muchas ganas de volver pronto para poder jugar. Sé que muchas cosas dependen de mí, y lo que depende de mí voy a hacerlo lo mejor posible.

Supongo que ya habrás imaginado con volver a pisar el césped del Bernabéu.
Me muero por volver a jugar. Es muy difícil ir a ver los partidos porque me dan muchas ganas de jugar y ayudar a mis compañeros de una manera muy directa. Pero sé que tengo que tener paciencia porque tengo que trabajar fuera del césped, pero tengo muchas ganas de volver a pisar el campo.

 

¿Qué te dicen los aficionados por la calle?
La gente siempre se me acerca para decirme palabras de ánimo y darme mucha fuerza. Me están ayudando mucho. Salir a la calle y sentir el cariño y la motivación de la gente para que vuelva a jugar me da muchas ganas.

La mejor manera de devolver todo ese cariño es trabajar muy duro para regresar lo antes posible.
Eso es. Trabajando a muerte y haciendo lo mejor para poder volver a jugar y a jugar bien. Eso es lo que quiero. Trabajo mucho para poder devolverle a la afición, a mis compañeros y al club todo el cariño que me están dando.

COMENTA CON FACEBOOK



Related posts