Laporta ya sabe por qué Piqué, Busquets y Jordi Alba no quieren rebajarse el salario

Laporta ya sabe por qué Piqué, Busquets y Jordi Alba no quieren rebajarse el salario

| 2022-10-27

| Fede Peris

Los capitanes tienen razones sobradas para pensar que el desbarajuste que vive la gestión del club no tienen que pagarla ellos.

Joan Laporta está muy decepcionado con los capitanes y vacas sagradas del FC Barcelona, Gerard Piqué, Sergio Busquets y Jordi Alba. Les ha pedido un esfuerzo para que se rebajen el salario y ayuden al club a alcanzar su viabilidad económica. Pero se han negado. Y Laporta ya sabe por qué.

Por un lado, los tres ya aceptaron rebajarse el sueldo en la época de Bartomeu. Y esa rebaja conllevaba una serie de condicionantes que aseguraban el pago aplazado de lo que en su momento renunciar a percibir.



Ellos no tienen la culpa de los errores de gestión del club

Pero hay más. Y los capitanes ya se lo han transmitido al presidente. Tienen la firma convicción de que los problemas económicos del club no son responsabilidad suya y de que no se arreglan bajándose el sueldo, sino gestionando mejor la entidad.

Los futbolistas son conscientes de que lo que sucede en el terreno de juego es lo que genera expectación y proporciona ingresos, y se sienten maltratados. Consideran que ellos deben pagar con su sueldo las locuras económicas que comete el club desde los despachos.



La hermana, la prima y la mujer del amigo

Por ejemplo, el capítulo de despidos que ha generado la purga de Joan Laporta en los despachos y en los puestos de alta responsabilidad del club. Eso le ha costado al club casi seis millones de euros según los datos presentados en la asamblea. Y Piqué considera que no debe pagar él los despidos para que el presidente pueda colocar a su hermana, a su prima o a la mujer de su amigo en puestos de responsabilidad del club. 

Laporta fichó a Ferran Reverter como CEO del club, y éste a su vez a personal de confianza para sacar adelante el objetivo de reflotar la entidad. La marcha de Reverter y sus fichajes le ha supuesto al club 3,3 millones en indemnizaciones.



La última novedad es el despido de tres miembros relevantes del departamento de comunicación del club, Toni Ruiz, Ketty Calatayud y David Saura, porque Laporta no les ha colocado allí y solo quiere rodearse de gente de máxima confianza.

Y en esta línea se comprende el malestar de los jugadores, que ven cómo se derrocha el dinero en fichajes absurdos o en otras secciones deportivas que son ruinosas. Y por ahí no pasan. Los errores de gestión del club lo tienen que pagar sus responsables y no ellos.



 

 

Comenta con Facebook