Jasikevicius encuentra nuevo equipo en la NBA

Jasikevicius encuentra nuevo equipo en la NBA

| 2023-09-28

| Aleix García

Jasikevicius estaba en paro después de no haber llegado a un acuerdo de renovación con el Barça.

Sarunas Jasikevicius ha encontrado nuevo destino en la NBA. El entrenador lituano se encontraba sin equipo después de no haber alcanzado un acuerdo para su renovación con el FC Barcelona, pero no ha tardado demasiado en hacerlo, aunque con una salvedad: será una especie de Erasmus.

En Lituania, el medio '15min' ha informado que Jasikevicius viajará hasta la capital de California para conocer en directo cómo trabaja el staff técnico de los Sacramento Kings. Saras tiene la intención de pasarse todo el mes de octubre en Sacramento, aprendiendo de la mano del mejor entrenador de la NBA en la campaña 2022/23, Mike Brown.

Más allá de Mike Brown, en Sacramento también coincidirá con el catalán Jordi Fernández, quien este verano ha brillado como nuevo seleccionador de Canadá en el Mundial. Jordi es el entrenador asociado al estadounidense, siendo su mano derecha en los Kings.

Esto le ha servido a Jordi Fernández para recibir el interés de dos franquicias de la NBA para contratarle como entrenador principal, aunque hasta el momento no ha tenido fortuna. Claramente, parece un destino más que interesante para el ex del Barcelona.



También coincidirá en la capital de California con dos lituanos. La segunda estrella de los Kings, Domantas Sabonis, hijo del mítico Arvydas, y, además, el entrenador asistente de la franquicia, Deividas Dulkys.

Jasikevicius gusta mucho en la NBA

Antes de aterrizar en Barcelona, cuando todavía era el entrenador del Zalgiris, Jasikevicius recibió la llamada de los Toronto Raptors para entrevistarle para el puesto de entrenador principal, aunque finalmente el escogido fue Nick Nurse, campeón del anillo y ahora en los 76ers.



Está claro que el lituano gusta mucho en la NBA y parece que Europa se le ha quedado pequeña. Con este Erasmus en Sacramento, Saras intentará aprender lo máximo posible de Mike Brown y quién sabe si incluso conseguirá ganarse un puesto en su banquillo como asistente.