A Josep Pedrerol se le ve el plumero (y mucho)

A Josep Pedrerol se le ve el plumero (y mucho)

| 2023-01-13

| Pedro Riaño

Ni una mención en el programa Jugones al patético juego del Real Madrid ante el Valencia, que en 120 minutos solo supo marcar un gol de penalti. Para Pedrerol la única noticia del partido es que Courtois es un héroe.

Los últimos días han servido para mostrar el lado más siniestro de los guiones de los programas de Josep Pedrerol, a quien se le ve, y mucho, el plumero de color blanco que abrillanta sus informaciones.

El periodista favorito del ser superior

Pedrerol intenta ocultar su plumero detrás de su origen catalán y de una ambigua y supuesta simpatía por el Barça. Asi su discurso es más creíble. Mejor tener al personal distraído y despistado. Y trata de disimular dejando que sean otros los que se mojen abiertamente a favor del Real Madrid y en contra del Barça. Lo suyo es un show que funciona y nada mejor para triunfar en el panorama mediático madrileño, que es tanto como el español, que llevarse bien con Florentino Pérez. Y esa asignatura la tiene aprobada Pedrerol con matrícula de honor. Es el periodista favorito del ser superior.



En estas últimas horas Josep Pedrerol ha dado muestras exageradas de cómo se puede intoxicar y manipular a la audiencia con sus guiones sibilinos. No necesita gritar "¡Hala Madrid!" ni "¡P... Barça!" Eso ya lo hacen los ultras radicales. Le basta con orientar de forma sesgada y tendenciosa sus informaciones para lograr su objetivo y crear un estado de opinión favorable a sus intereses.

El ridículo solo lo hace el Barça

El Real Madrid ganó al Cacereño en los dieciseisavos de final de la Copa del Rey con un solitario gol de Rodrygo. Nada que decir, misión cumplida. 24 horas más tarde el Barça eliminaba al Intercity en la misma competición con un gol postrero de Ansu Fati que en sus programas se tradujo con un "Ansu Fati salva al Barça del ridículo". Curioso. El ridículo solo existe cuando ronda cerca del Barça y se puede hacer sangre. La sangre, sobre la camiseta blanca, no queda bien.



El Real Madrid perdió en Villarreal su último partido de Liga dando pena. Solo fue capaz de marcar de penalti, algo con lo que ya cuenta el madridismo (uno cada dos partidos). Ningún problema. 24 horas después el Barça venció al Atlético en el Metropolitano y se abrió el debate: "El Barça está mal", "el Barça se tambalea", "el Barça no sabe defender", "el Barça está contra las cuerdas", "el Barça es un coladero", "¿este es el nivel del equipo líder?", y críticas al Atlético por no saber plantarle cara al Barça.

Y Pedrerol, guerrero: “jugando mal con el Atleti ganas, pero en Champions pierdes. Este Barça puede ganar un partido si tienes a Griezmann y te falla tres goles. claros. Pero en Europa te pasan la mano por la cara y el Intercity te mete tres". "El Barça tiene un problema que va más allá del estilo. No tiene contundencia y se viene abajo después de marcar un gol. Y el equipo rival le crea ocasiones". "El Barça se va a centrar por la liga porque la Champions, que es lo que tiene el Madrid, no la tiene. El Madrid solo compite por Champions. El Barça no va a pensar más en la Europa League que en la liga. Pero el Madrid sí pensará más en la Champions que en la Liga. El Barça tiene una prioridad, que es la Liga, y el Madrid tiene dos".



Así funciona el departamento de palos de Pedrerol

El Real Madrid acababa de perder y el Barça acababa de ganar, consolidando su liderato y dejando a los blancos a tres puntos. Pero el departamento de palos de El Chiringuito solo tenía ojos para el Barça. El Real Madrid, bien gracias. Muy curioso.

Y llega la Supercopa. Y el Real Madrid, como en Villarreal y en tantos y tantos partidos, no juega a nada. Marca de la única forma que tiene de marcar, de penalti, y el Valencia le empata (de penalti no, por supuesto). El Madrid está físicamente mal, sin idea táctica de juego y con jugadores en una baja forma evidente. Sin embargo, el Madrid pasa en los penaltis y la euforia se desborda en el entorno Pedrerol.



Ni un solo reproche al juego del Madrid. Eso no será nunca noticia en los dominios de Pedrerol. La noticia es que "Courtois es un héroe". Qué bueno es. Ya son muchos los partidos que gana el Real Madrid gracias a su portero, lo que no dice mucho en favor de su estilo de juego. Eso, lo del estilo, tan criticado en el Barça, aunque gane, aunque vaya líder y aunque solo le hayan marcado seis goles en quince partidos.

La autocrítica de Pedrerol: "¡Héroe Courtois!"

"Qué bueno es Courtois, su actuación llevó al Madrid en volandas a la final de la Supercopa". "Lo consiguieron, el Madrid a la final". "Héroe Courtois". Y ya está. La autocrítica que le exigen a Xavi y al Barça cuando gana sin jugar bien, no existe en los medios palmeros madridistas cuando su equipo es incapaz de marcar un gol en 120 minutos sin recurrir al comodín del penalti. Y así, a base de penaltis, su especialidad, el Madrid ya está listo para sumar un nuevo título. Qué surte tiene Ancelotti que hasta los suyos le permiten aburrir a las ovejas. Como no le acompañen los resultados a final de temporada lo pagará caro. Estos mismos que miran ahora hacia otro lado le crucificarán (no sería la primera vez) cuando se repartan las notas, cuando haya que apuntar con los cañones hacia cualquiera que no sea el presidente.

En eso consiste la autocrítica de Josep Pedrerol en sus programas. Courtois héroe, el parte de lesionados y el Valencia un digno rival. Eso se ha visto hoy en Jugones. Del juego patético del Real Madrid, nada. De que el Madrid no marca si no es de penalti, nada. Claro, como sostiene Marca tras el drama de anoche, "es probable que el Madrid gane la Supercopa y levante la Champions". ¡Qué felices son!

¡Pero qué mal está el Barça!

Comenta con Facebook