El próximo será Busquets: El Barça vuelve a la carga con Bernardo Silva

El próximo será Busquets: El Barça vuelve a la carga con Bernardo Silva

| 2022-11-05

| Fede Peris

El retiro de Piqué y la salida de Busquets harán hueco suficiente en la masa salarial para que el Barça logre fichar a Bernardo Silva.

El retiro de Gerard Piqué ha supuesto todo un soplo de aire fresco en materia económica para el FC Barcelona. El central ha rechazado cobrar los dos años que le quedan de contrato, por lo que el club catalán se quitará de encima una de las fichas más importantes de la plantilla, que, estando ya en la regla del uno por uno, ayudará a la hora de acometer la contratación de un crack mundial.

Al retiro de Piqué se unirá el adiós de Sergio Busquets cuando finalice la temporada, lo que supondrá otro ahorro importante en masa salarial para el Barcelona. Mientras que para el otro capitán, Jordi Alba, se está buscando una solución similar a la de Piqué y en los próximos meses volverán a ofrecerle una salida pactada y con honores.



Bernardo Silva, el gran objetivo

En verano fue imposible, pero el Barcelona volverá a la carga por Bernardo Silva en 2023. Parece complicado que acepte salir en enero teniendo en cuenta que el club azulgrana ha 'descendido' a la Europa League mientras el Manchester City sigue siendo un candidato a ganar la Champions League, pero todo parece indicar que el próximo verano será clave en su futuro.

El Barça dispondrá del dinero y de la masa salarial suficiente para cometer esta complicada operación.



Entre Busquets y Piqué liberarán dinero más que suficiente para que Bernardo Silva pueda cumplir su sueño de jugar en el FC Barcelona, mientras que Jordi Alba también podría cooperar si acepta el acuerdo que le ofrecerá pronto la entidad culer.

Jorginho puede llegar en invierno

El adiós temprano de Piqué supondrá todo un subidón en las posibilidades del Barça a la hora de conseguir la contratación de Jorginho, a quién desde la directiva le catalogan como el "nuevo Davids" de Laporta.



Jorginho acaba contrato con el Chelsea el próximo mes de junio y no se pone de acuerdo con el presidente blue para renovarlo. Es el elegido para cubrir las carencias físicas de un Busquets que en el clásico mostró que los años empiezan a pesarle, especialmente en la jugada del primer gol madridista cuando quiso y no pudo hacerle una falta a Kroos que hubiera evitado el tanto blanco.

Con Jorginho el Barça intentaría abordar un fichaje barato, por menos de 10 millones, teniendo en cuenta que en junio quedará libre y el Chelsea no verá un euro por su salida de Satamford Bridge.



Comenta con Facebook