El Atlético puede enviar a Griezmann de vuelta al Barça

El Atlético puede enviar a Griezmann de vuelta al Barça

| 2021-09-09

| Fede Peris

Laporta desvela la cláusula firmada con el Atlético sobre la opción de compra obligatoria.

Si Antoine Griezmann funciona en el Atlético de Madrid, el club colchonero ejecutará a opción de compra que tiene firmada con el FC Barcelona por 40 millones de euros. Es decir, que después de ingresar 135 por el francés, ahora lo recupera abonando sólo 40 millones. Pero, ojo, también lo puede devolver.

Eso será si Griezmann se reencuentra con el gol y rinde a plena satisfacción del Cholo Simeone. Pero esta vez se encontrará en el Atlético con la presencia de Luis Suárez y el francés corre el riesgo de tener menos participación en el juego del Atlético que en el del Barça.



Joan Laporta atizó anoche a Griezmann en TV3 porque "no es el jugador que necesitábamos", aunque le reconoció su excelente comportamiento y profesionalidad en los dos años que ha permanecido en el Camp Nou. Y también desveló el contenido de la polémica cláusula que teóricamente obliga al Atlético a comprar a Griezmann por 40 millones.

"Esperábamos más de él, pero lo ha dado todo. Nunca ha tenido una actitud criticable. Le he enviado un mensaje deseándole lo mejor personal y profesionalmente. Futbolísticamente no era el jugador que necesitábamos. Fue importante en la Copa. La opción de compra del Atlético se ejecuta si juega el 50% de los partidos en los que esté disponible", ha dicho Laporta.



Es decir, que la decisión final la tiene el Atlético. Si Griezmann no convence, bastará con que Diego Simeone no le alinee en más del 49% de los partidos en los que esté disponible y será suficiente para que lo devuelva al Barça sin compromiso alguno de compra.

En el caso de que Griezmann recupere su mejor versión, el Atlético ejecutará la opción de compra de forma inmediata. El Barça sólo gana en esta operación el ahorro de su ficha (40 millones brutos), que, a diferencia de lo que sucedió con Luis Suárez, la abonará íntegramente el Atlético de Madrid.



Es decir, mientras el Atlético no haga valer esta opción de compra, Griezmann seguirá siendo jugador del Barcelona aunque no vista su camiseta y cobre de otro club. Griezmann finaliza su contrato con el Barça en 2024 y se va cedido al Atlético en condiciones ventajosas para el club madrileño. Si no funciona, lo pueden devolver. Y si rinde lo que se espera de él, por 40 millones se quedan a un jugador por el que sacaron 135 millones hace dos años.

El negocio es redondo... para el Atlético.



Comenta con Facebook