Laporta prepara este bombazo para convencer a Messi de que siga y golpear de paso a Florentino

Laporta prepara este bombazo para convencer a Messi de que siga y golpear de paso a Florentino

| 2020-10-29

| Redacción MB

Laporta pretende fichar a Neymar para hacer feliz a Messi, reforzar al Barça y, de paso, truncar la llegada de Mbappé al Real Madrid.

Los aspirantes a suceder a Bartomeu en las elecciones inminentes a la presidencia del Barça saben que ninguna promesa, ningún fichaje, ningún apellido da más votos que Leo Messi. Joan Laporta, que lo conoce de su etapa presidencial y que mantiene una excelente sintonía con él, se ha propuesto captarle para su causa y le ha prometido un regalazo.

El primer paso exige convencer a Messi para que siga en el Barcelona la próxima temporada. Nada mejor que doblegar su intención de marchar que garantizarle la presencia de Neymar en el Camp Nou el próximo año. Esa es la mejor noticia que ha estado esperando Messi, como jugador del Barcelona, desde que Neymar se fue al PSG.



Y Joan Laporta va a gastar toda su energía en captar a Neymar para presentarlo como baza electoral y, de paso, asegurar la continuidad de Messi en el club. Laporta es un hombre muy bien relacionado en el mundo del fútbol tras sus siete años de presidencia en el FC Barcelona (2002-2010) y ya ha empezado a mover todos los resortes a su alcance para conseguir su objetivo.

La jugada maestra de Laporta

No tiene intención de hacer más fichajes. Considera que con la savia nueva que ha llegado a la plantilla, hay jugadores de futuro a los que deben unirse más canteranos procedentes de los equipos inferiores. Solo pretende mantener lo que hay, únicamente quiere hacer un fichaje y en su mente no cabe nadie más que Neymar.



Y no sólo por recuperar un activo importante que el Barça perdió hace tres años. Tampoco sólo para hacer feliz a Messi. Hay otro argumento de peso que empuja al expresidente azulgrana a lanzarse de cabeza a por Neymar. Sabe que las cosas no le están saliendo bien este año, que las críticas han vuelto a aflorar contra él y que sigue sin ser feliz en París. Por otra parte, no ignora que el buque insignia del PSG es Mbappé y que Neymar se ha convertido en "prescindible" en los últimos tiempos. Para el PSG no tiene el mismo valor vender a uno que a otro.

Es decir, si llega una buena oferta por Neymar, el PSG pondría menos reparos a su venta que los que está poniendo con Mbappé, a quien tratan de convencer por todos los medios para que renuncie a su deseo de fichar por el Real Madrid. Si Neymar se va de París dejando un buen dinero (en torno a los 150 millones de euros dada la proximidad del final de su contrato), el PSG podría presentar a Mbappé una oferta económica irrechazable.





Y eso es lo que pretende Laporta, que con el dinero que el Barcelona entregue al PSG por Neymar, el club francés consiga evitar que Mbappé fiche por el Real Madrid. A nadie se le escapa que la estrella francesa puede marcar una época con la camiseta blanca y Laporta está decidido a abortar su fichaje por el club blanco.

De esta manera Laporta mataría tres pájaros de un tiro. Por un lado, la llegada de Neymar, un fichaje ilusionante. Por otro, aseguraría la continuidad de Messi. Y, finalmente, echaría por tierra las esperanzas de Florentino de apuntalar el futuro del Real Madrid con el fichaje de una gran super estrella. Y nada haría más feliz a Joan Laporta que marcarle un gol por toda la escuadra a Florentino Pérez después de que éste le quitara en 2003 a David Beckham cuando él ya tenía un acuerdo firmado con el Manchester United.