2017-10-05 21:10 Prensa Merengue Por: Carlos Muñiz

¿Libertad de expresión? Silencian a la prensa catalana ante Sergio Ramos

Contraste absoluto con la rueda de Prensa de Piqué, que habló con todos... incluso con los periodistas que le hostigan.



La rueda de prensa de Sergio Ramos, en la que no se ha mojado sobre Gerard Piqué y no se ha tomado la molestia de pedir a la afición alicantina, como capitán de ese grupo, que no piten a un compañero, ha querido discurrir por los cauces del buen rollo, con afirmaciones políticas en un sentido, el políticamente correcto en España. Y, por si acaso, se han tomado precauciones para que los enviados especiales catalanes no intervinieran en la rueda de prensa del jugador del Real Madrid, como habitualmente sucede en el Bernabéu, en donde la libertad de expresión para los que no comparten el pensamiento único blanco brilla por su ausencia.

Desconocemos si ha sido por expreso deseo del jugador del Real Madrid o por imposición de la Federación, pero lo cierto es que la prensa catalana no ha podido hacerle preguntas a Sergio Ramos. Ni TV3, ni RAC1, ni Sport ni Mundo Deportivo. ¿Les dan miedo?



¿No confían en la oratoria de Sergio Ramos ante preguntas difíciles?

Lo cierto es que hubo una gran diferencia con la rueda de prensa de Piqué en el día de ayer. Piqué se enfrentó a los periodistas que día tras día le machacan desde Madrid, los que le recuerdan también a todas horas que no se puede mezclar el fútbol con la política. Sin embargo, las preguntas de esos medios que le hostigan por sus ideas políticas, no salieron de los cauces políticos. ¡Menuda paradoja! PIqué no puede hablar de política salvo que ellos le hagan preguntas políticas. Piqué avisó que quería hablar con todos, sin imposición de tiempo y que contestaría a todos y a todas las preguntas. "Si hace falta nos estamos media hora aquí hablando", dijo. 

Nada que ver con lo sucedido hoy con Sergio Ramos. Con Piqué vale todo: barra libre y tiro al blanco. Pero al capitán del Real Madrid conviene protegerle. Quizá porque su fuerte no es precisamente la oratoria.



Comenta con Facebook


Artículos Relacionados