2017-07-07 10:07 Real Madrid Por: Carlos Muñiz

Florentino no cede: Morata vale más que Lukaku

El presidente del Real Madrid, inflexible, no baja de 90 millones, 5 más de los que ha pagado el United por el internacional belga Lukaku.



El Real Madrid estaba dispuesto a negociar con el Manchester United una rebaja en el traspaso de Álvaro Morata aceptando un fijo de 70 millones que podrían llegar a 80 en función de los variables. Sin embargo, el anuncio de que el Manchester United ha fichado a Lukaku por 85 millones ha cambiado la situación. Morata no se irá por menos de 90 millones. Lo toman o lo dejan.

Morata no estorba en el Real Madrid. Al contrario, en este momento es imprescindible para los planes de Zidane, especialmente si no llega Mbappé,  y sólo una oferta espectacular puede convencer a Florentino Pérez de su marcha. Y por oferta espectacular entiende el Real Madrid 90 millones, el triple de lo que pagó hace un año a la Juventus. Durante ese año Morata no ha sido titular, pero sus apariciones en el equipo le han revalorizado. Además, Florentino Pérez quiere hacerse valer. El que se lleve a Morata se lleva a un campeón de Liga y de Europa, se lleva a un jugador que garantiza goles y a un producto con ADN del Real Madrid.



Morata vale más que Lukaku

Florentino Pérez no entiende que el Manchester United pueda volverse loco pagando 85 millones por Lukaku y regatee los 90 millones que pide el Real Madrid por Morata. Lukaku no garantiza goles, Morata sí. La postura del Real Madrid no va a variar: 90 millones o nada. Además, la intromisión del PSG en el fichaje de Mbappé aleja al gran objetivo blanco del Bernabéu y si finalmente no llegara, la presencia de Morata en la plantilla como única alternativa a la BBC en los puestos de ataque tras la marcha de Mariano a Olympique de Lyon le convierten en imprescindible. Con la salida de Morata sólo queda Mayoral como verdadero punta en la plantilla para hacer frente a cualquier baja que se produzca en la BBC, y Zidane considera que Mayoral está todavía verde para asumir responsabilidades en el Real Madrid. Cree mucho en él, pero no quiere quemarle de forma prematura y estropear su carrera.

El paisaje actual de la situación del Real Madrid justifica las palabras de Morata recogidas por Marca: "A seguir luchando, no queda otra". Una frase cargada de pesimismo que da a entender que no confía en su salida del Real Madrid.








Comenta con Facebook


Artículos Relacionados