Sábado, 10 diciembre, 2016

Los de Messina también saben sufrir en Europa
Los de Messina también saben sufrir en Europa

Los de Messina también saben sufrir en Europa

No empezaron bien las cosas para los de Messina. La precipitación y la falta de acierto en el tiro propiciaron que los alemanes consiguiesen aventajarse en el marcador en el primer cuarto (14-20).  El equipo mejoró tras en el segundo periodo gracias a un gran Tomic que permitió reducir la ventaja del Brose Baskets. A falta de cuatro minutos para el descanso, y con siete puntos abajo, Messina pidió un tiempo muerto que a la postre fue decisivo, ya que el Madrid jugó sus mejores minutos del partido y logró remontar la ventaja alemana, llegando al intermedio con un punto por encima (37-36), gracias a una canasta de Tucker sobre la bocina.

Tras el descanso, volvieron las dudas al equipo de Messina, con un juego muy pobre permitieron que los alemanes empezaran el tercer cuarto con un parcial de 8-0 y se pusieran siete puntos arriba. Tuvieron que pasar casi cinco minutos para que el Real Madrid consiguiera su primera canasta en el cuarto, por medio de un mate de  D’or Fischer. Tras esa primera canasta, el Madrid fue despertando poco a poco y, gracias a unos buenos contraataques, con Llull como protagonista, y a la falta de acierto en el tiro exterior de los visitantes, consiguieron acabar el tercer cuarto de la misma manera que lo empezaron, con un punto arriba en el electrónico (55-54).
A 2:40 y 65-64, el técnico italiano del Madrid devolvió la dirección a Llull al sentar de nuevo a Rodríguez, muy desacertado, por Tucker. El cambio funcionó y entre Llull y Tucker pusieron cinco puntos arriba al Madrid. Entre Suput y Roberts volvieron a acercar al Brose, 72-71, a ocho segundos, justo cuando Suárez tuvo que ser atendido en la cancha.Suárez sólo convirtió uno de sus tiros libres tras una personal y Suput los dos suyos para forzar la prórroga después de la quinta falta de Tucker a dos segundos y medio para el final.

“San Garbajosa” se apareció en el tiempo extra: un triple, un rebote providencial en ataque y un tiro libre, y un robo en cuatro minutos, y entre el pivote internacional y Fischer pusieron a los blancos cuatro arriba a 1:14 para el termino del partido.Pero la mala defensa local propició de nuevo el empate. Un triple de Roberts fue señalado por los árbitros como tiro de dos, empatando a 81. Un error que pudo ser definitivo. Fischer deshizo el empate a dos segundos para el final y entre Garbajosa y Llull quitaron el balón a los alemanes en su desesperada jugada por volver a empatar con el 83-81 en el marcador.

Con esta victoria, los hombres de Ettore Messina se sitúan en la segunda posición del grupo B de la Euroliga, con tres triunfos y una sóla derrota, mismo balance que el Olympiakos que ostenta el liderato del grupo.

COMENTA CON FACEBOOK



Related posts