Jueves, 8 diciembre, 2016

La mochila que hereda Rosell es peor que la de Gaspart
La mochila que hereda Rosell es peor que la de Gaspart

La mochila que hereda Rosell es peor que la de Gaspart

Joan Laporta se mantiene en lo expuesto por Xavier Sala i Martín cuando afirmó que su último ejercicio se cerró con un superavit de 11 millones de euros. Y dicho esto, ha vuelto a su mensaje monocorde: “Lo único que quiero decir es que me siento orgulloso de haber presidido el FC Barcelona y de haber estado al frente del Barça más catalanista, solidario y universal, el mejor Barça de su historia (…) El club ha experimentado un crecimiento muy importante en los últimos años, y aunque pueda resultar obvio decirlo, el Barça que he dejado es mucho mejor que el que me encontré en el 2003, por lo cual estoy muy orgulloso”.

Por su parte, Alfons Godall, vicepresidente de confianza de Laporta durante siete años y que también acabó distanciado de él en el último tramo electoral, ha salido a la palestra para decir en Facebook que “¡Mala imagen estamos transmitiendo con estas ‘noticias’ sobre nuestro amado Barça! Sandro y compañeros directivos: ¡Primero, el Barça! Cuando tengáis vuestras cuentas formuladas, hablamos. ¡Seguro que Florentino te agradecerá mucho lo que estáis haciendo! Visca el Barça!”.
Godall no recuerda la imagen que dio la junta de Laporta cuando en los últimos ocho días de junio de 2003 cargó sobre la deuda de Gaspart unas partidas millonarias que no le correspondían.

Según la auditoría, los ingresos de explotación quedan en 408,9 millones y los gastos de explotación en 477,9. Por tanto, el resultado es negativo: 69 millones. Esta cifra, sumada a los 11,1 millones de gastos financieros y restando 3 millones de beneficios después de impuestos, alcanza los 77,1 millones de euros.

Xavier Faus explicó que “el Barça no está en quiebra porque tiene unos activos muy importantes”, pero “la salud económica del club es muy precaria y su deuda es la mayor en la historia”, desmintiendo así lo que ya parece un eslogan de Laporta, eso de que ha dejado el club mejor que como lo encontró”.

Según el nuevo responsable económico del FC Barcelona, “la anterior Junta no ha sido prudente y se ha atribuido beneficios de años futuros en las cuentas del año pasado”. Aunque no quiso ser más explícito, puede entenderse en este apartado el adelanto entregado por Mediapro que fue utilizado contablemente en el último ejercicio. Se sabe que en el último balance se contemplan como ingresos 16 de los 20 millones que el club debe ingresar hasta 2013 por este concepto. O lo que es lo mismo, la junta de Laporta convirtió en ingreso presente lo que es un beneficio de futuro. Sobre el contrato con Mediapro, Faus ha denunciado que es criticable “firmar un contrato con Mediapro 15 días antes de que entrase en concurso de acreedores. El Barcelona tiene entidad suficiente para saber esas cosas”.

Otros puntos de fricción son el valor contable de 8,2 millones dado a Henry, que ya no está en el club, o el beneficio de 3, 9 millones obtenido en el contecioso con el Espanyol por el futbolista Baena, que el auditor aconseja no incluir como ingreso al no haber sentencia firme y no haberse producido por tanto entrada de dinero.

Tampoco hay entendimiento en el tema de la compra de los terrenos de Viladecans, que Laporta compró por 17 millones y que según la tasación de la actual directiva no valen más de 5,7 millones.

Faus sostiene que “estos no son los números de la actual directiva, sino las cuentas auditadas recibidas ayer por la empresa auditora (Deloitte). No es un informe limpio, tiene nueve salvedades, lo que técnicamente quiere decir que las cuentas a 30 de junio no reflejan la imagen fiel del club”,

COMENTA CON FACEBOOK



Related posts