Lunes, 5 diciembre, 2016

Fàbregas, más difícil que nunca
Fàbregas, más difícil que nunca

Fàbregas, más difícil que nunca

Las cosas están más complicadas que nunca. El anterior sistema de negociación que usó la directiva de Joan Laporta ha dejado muy ‘quemada’ a su homóloga inglesa. Sandro Rosell ya avisó que los ‘gunners’ tenían la mosca detrás de la oreja y que no pondrían las cosas fáciles.

De hecho, por si había cualquier duda, Arséne Wenger ya se ha preocupada de salir ante los medios ingleses a declarar sus intenciones al respecto de todo este culebrón: “No es cuestión de dinero; él es nuestro capitán y una pieza importantísima para mi nuevo proyecto”, ha asegurado el francés después de la disputa de un amistoso de pretemporada. Sandro Rosell lo sabe. Es consciente de que el entrenador del Arsenal cuenta con Cesc a pesar de las intenciones del jugador, que no son otras que recalar en el FC Barcelona esta misma temporada. Es por ello que para avanzar más rápido en los plazos de la que se antoja una larga negociación, el presidente del Barça viajará a Londres mañana martes para citarse con Wenger.

Fuentes no oficiales del club inglés aseguran que Cesc en realidad ya tiene precio de salida: 60 millones de euros. Las cantidades no están confirmadas por ningún miembro de la directiva ni del equipo técnico del Arsenal, pero parece que sería el punto de partida desde donde el Barça deberá empezar a negociar. Esta cantidad se intuye inaceptable por Rosell, el cual estaría dispuesto a desembolsar hasta un total cercano a los 40 millones de euros, pero nunca nada parecido a lo que, según parece, piden los ingleses de entrada.

Al margen de todo esto, Guardiola sigue a la espera de que su nuevo presidente cumpla su palabra y acabe trayéndole su petición como refuerzo veraniego. La paciencia es la clave.

COMENTA CON FACEBOOK



Related posts