Lunes, 5 diciembre, 2016

Mata está ahí por si se va Ibra
Mata está ahí por si se va Ibra

Mata está ahí por si se va Ibra

Juan Mata continúa estando en la agenda de posibles refuerzos del FC Barcelona. El delantero del Valencia interesa desde hace tiempo a los servicios técnicos del club azulgrana, que valoran de él su juventud, su progresión y su adaptabilidad al juego de movilidad que caracteriza el estilo del equipo de Pep Guardiola.

Aunque el flamante y recientísimo fichaje de David Villa ha acabado con las urgencias en lo que se refiere a potenciar la línea de vanguardia culé, el planteamiento será otra vez distinto si se produce una salida de uno de los actuales inquilinos del vestuario del Camp Nou. Tal y como están las cosas, y a pesar de todos los desmentidos oficiales, el principal candidato a procurarse un nuevo horizonte es Zlatan Ibrahimovic, que ha visto muy desdibujado su protagonismo en el tramo final de la temporada recién finalizada y, después de la incorporación de Villa, cabe suponer que su papel en el Camp Nou no tiene por qué ir de entrada a mejor.

De ahí que el Barça no se quede de brazos cruzados y tenga algunos nombres en la recámara por si finalmente el sueco emigra. Mata es el futbolista más deseado ahora mismo para reforzar el ataque si es necesario. Por estilo y perfil su llegada no vendría a cubir la demarcación de Ibrahimovic, pues se entiende que esa función de delantero centro puro ya sería definitivamente para Villa, a quien desde el club azulgrana se intenta presentar de momento como un jugador de banda izquierda para no devaluar el papel de Ibrahimovic mientras el nórdico continúe en la plantilla del heptacampeón.

Otra cosa es si Ibra decide cambiar de aires por no ver claro su encaje en el equipo azulgrana y decide activar alguna de las propuestas que desde Inglaterra se barruntan. Si es así y Zlatan hace las maletas, Mata será entonces el preferido del Barça para cubrir esa posición de extremo izquierdo como ‘alter ego’ de Pedro Rodríguez y sin el estrellato con el que por ejemplo hubiera tenido Franck Ribéry, con lo que beneficiaría la competencia. Villa y Bojan Krkic quedarían como los arietes del plantel de Guardiola. No sería, por tanto, cambiar cromo por cromo, sino adecuarse a las necesidades reales de la plantilla, que pasan más por un jugador adaptable a la banda.

El Valencia CF, como confirmó su presidente Manuel Llorente el día que hizo oficial el traspaso de Villa, no descarta tener que dar salida a otros de sus talentos por necesidad económica. Mata y el mediapunta David Silva, que aún interesa al Barça si se pone a tiro aunque el Real Madrid va a dejarse todo lo que pueda y más para presentar ya algún gran fichaje, son los jugadores con más mercado de la plantilla ‘che’. Aunque Mata tiene una cláusula de rescisión de contrato que alcanza los 60 millones de euros, cuando el Barça se interesó por su fichaje el verano pasado el club ‘che’ tasó a su estrella de 21 años en unos 20 millones de eurosJuan Mata continúa estando en la agenda de posibles refuerzos del FC Barcelona. El delantero del Valencia interesa desde hace tiempo a los servicios técnicos del club azulgrana, que valoran de él su juventud, su progresión y su adaptabilidad al juego de movilidad que caracteriza el estilo del equipo de Pep Guardiola.

Aunque el flamante y recientísimo fichaje de David Villa ha acabado con las urgencias en lo que se refiere a potenciar la línea de vanguardia culé, el planteamiento será otra vez distinto si se produce una salida de uno de los actuales inquilinos del vestuario del Camp Nou. Tal y como están las cosas, y a pesar de todos los desmentidos oficiales, el principal candidato a procurarse un nuevo horizonte es Zlatan Ibrahimovic, que ha visto muy desdibujado su protagonismo en el tramo final de la temporada recién finalizada y, después de la incorporación de Villa, cabe suponer que su papel en el Camp Nou no tiene por qué ir de entrada a mejor.

De ahí que el Barça no se quede de brazos cruzados y tenga algunos nombres en la recámara por si finalmente el sueco emigra. Mata es el futbolista más deseado ahora mismo para reforzar el ataque si es necesario. Por estilo y perfil su llegada no vendría a cubir la demarcación de Ibrahimovic, pues se entiende que esa función de delantero centro puro ya sería definitivamente para Villa, a quien desde el club azulgrana se intenta presentar de momento como un jugador de banda izquierda para no devaluar el papel de Ibrahimovic mientras el nórdico continúe en la plantilla del heptacampeón.

Otra cosa es si Ibra decide cambiar de aires por no ver claro su encaje en el equipo azulgrana y decide activar alguna de las propuestas que desde Inglaterra se barruntan. Si es así y Zlatan hace las maletas, Mata será entonces el preferido del Barça para cubrir esa posición de extremo izquierdo como ‘alter ego’ de Pedro Rodríguez y sin el estrellato con el que por ejemplo hubiera tenido Franck Ribéry, con lo que beneficiaría la competencia. Villa y Bojan Krkic quedarían como los arietes del plantel de Guardiola. No sería, por tanto, cambiar cromo por cromo, sino adecuarse a las necesidades reales de la plantilla, que pasan más por un jugador adaptable a la banda.

El Valencia CF, como confirmó su presidente Manuel Llorente el día que hizo oficial el traspaso de Villa, no descarta tener que dar salida a otros de sus talentos por necesidad económica. Mata y el mediapunta David Silva, que aún interesa al Barça si se pone a tiro aunque el Real Madrid va a dejarse todo lo que pueda y más para presentar ya algún gran fichaje, son los jugadores con más mercado de la plantilla ‘che’. Aunque Mata tiene una cláusula de rescisión de contrato que alcanza los 60 millones de euros, cuando el Barça se interesó por su fichaje el verano pasado el club ‘che’ tasó a su estrella de 21 años en unos 20 millones de euros

COMENTA CON FACEBOOK



Related posts