Domingo, 4 diciembre, 2016

Lluis Foix – Silencio y a jugar bien
Lluis Foix – Silencio y a jugar bien

Lluis Foix – Silencio y a jugar bien

Guerra en la prensa, guerra en los banquillos y guerra en los espíritus del Barça y del Madrid. La única batalla que importa es la que empezará a las 7 de la tarde del domingo. Es la batalla del fútbol que no entiende de milagros ni de imposibles. Guardiola es el primero que controla su nerviosismo ante la visita del Valladolid de Clemente que si pierde en el Camp Nou se despide de Primera. Javier Clemente ya ha empezado a hacer de Mourinho de estar por casa. Es divertido comprobar cómo el madridismo que desprecia al entrenador vasco le pida ahora que caliente el partido del domingo para poner de los nervios a los jugadores. Dice Pep que ya se encargará de que esto no ocurra y que conculcará al mejor equipo del mundo la idea de que la Liga se ganará sólo si se vence al Valladolid. En Madrid se confía en el milagro y en el Barça se pretende jugar como siempre, es decir, ganar el último partido de la competición como ha ocurrido toda la temporada en la Liga.

Lo imposible suele ocurrir en el fútbol también. Pero los cálculos de posibilidades indican que las probabilidades de ser campeón son para el Barça que se juega el título. Todos se juegan mucho. A Pellegrini le va su puesto si es que ya no ha huído de la mente de Florentino. El Málaga también se juega su permanencia y no venderá barata su derrota. Puede que los maletines transiten por varios estadios peninsulares comprando voluntades. Pero no es cuestión de maletines sino de mantener la cabeza fría y los pies ligeros para llegar primero.

Todo puede ocurrir, pero el Barça tiene casi todos los números para llevarse la cuarta Liga en seis años. Sólo hay que hacer lo de siempre. Jugar y jugar bien, al margen del griterío

COMENTA CON FACEBOOK



Related posts