Lunes, 5 diciembre, 2016

Tomás Guasch – Cristiano y Charlot
Tomás Guasch – Cristiano y Charlot

Tomás Guasch – Cristiano y Charlot

El madridismo acabó de los nervios con tanta ida y vuelta sin cerrar el partido y los del Almería igual, pensando que hasta el último suspiro podría cazar su equipo el remate empatador. ¡Qué descontrol! Convengamos que la cosa tuvo mucho de charlotada en el mejor de los sentidos: un gag inesperado, una genialidad, una confusión cómica cada poco. Siempre un manga por hombro lejos del tan cacareado equilibrio que persiguen los entrenadores y más los de Primera.

Entre el delirio emergió Cristiano para dejar el fogonazo serio de la noche: su gol, uno de los goles de la Liga, un zig-zag magnífico con que el Madrid empató el partido. Pues Charlot ya había aparecido favoreciendo que los de Lillo se adelantaran en su primer remate a puerta, precedido de fuera de juego. No le aplicó Lillo al Madrid, por cierto, su receta-Barça: presión hasta el banderín de córner, espacios cerrados al máximo, seriedad a tope. Gracias, Juanma: habría sido aburridísimo.

COMENTA CON FACEBOOK



Related posts