Sábado, 10 diciembre, 2016

Comienzan los cuartos
Comienzan los cuartos

Comienzan los cuartos

En 17 de las 20 series de playoff de cuartos disputadas en la historia de la Euroliga el equipo que se ha impuesto en el primer partido ha logrado al final el billete para la Final Four. Eso significa un 85% de ocasiones.

El triunfo esta noche en el Blaugrana se antoja, pues, básico para poner los cimientos de la clasificación para París. Regal FC Barcelona y Real Madrid fijan su objetivo inicial en estos 40 minutos del primer asalto, supuestamente sin cartas escondidas y con el afán de empezar a decantar esta serie al mejor de cinco a su favor.

El clásico de esta noche, primero de los –al menos– tres que dimirán ambos equipos en una semana, se presenta como el de de pronóstico más claro. A la vista de los precedentes, el Barça parte más que nunca con el cartel de favorito, máxime teniendo en cuenta que contará con el factor cancha a su favor.

Es algo que se han ganado a pulso los hombres de Xavi Pascual durante una fase regular y un Top 16 espectacular. Con 15 victorias en 16 partidos y una sola derrota por un punto, la marcha de los azulgrana se inscribe en el ranking de las mejores de la historia reciente de la competición. El Barça no ha perdido en su cancha desde hace un año y ahora le llega la oportunidad de rematar el trabajo asegurando su acceso a la Final Four.

El Madrid llega al Palau con casi todos los pronunciamientos en contra y dibuja claramente un perfil de víctima del que bien podría aprovecharse para sacar una ventaja psicológica. Los blancos han ganado 11 de los 16 partidos de la competición y hace apenas dos semanas sufrieron un duro mazazo al perder en casa ante el Maccabi, lo que les condenó a este enfrentamiento con el Barça y a no disponer de ventaja de campo.

No es un rol al que esté acostumbrado el club, máxime después de la fuerte inversión realizada este pasado verano para renovar la plantilla, sólo equiparable a la de las grandes potencias del continente. Pero aMessina y a sus hombres no les queda otra después de haber sufrido derrotas dolorosas en los tres clásicos disputados por ambos equipos hasta ahora (en la Supercopa, la fase regular liguera y en la Copa del Rey). La superioridad evidenciada por los azulgrana en los dos últimos enfrentamientos obliga a los blancos a una reacción de algún tipo aunque sólo sea para mantener la fe y la credibilidad internamente.

Ambos equipos llegan con todos sus efectivos si damos por sentada la baja de Lubos Barton, ausente durante toda la temporada y convalenciente ahora de una rotura fibrilar en el sóleo

El partido empezará a las 20.45 con lleno asegurado en el Blaugrana y arbitraje del serbio Belosevic, el israelí Bachar y el francés Viator. Curiosamente, los dos primeros arbitraron la semifinal Barça-CSKA de la última Final Four

COMENTA CON FACEBOOK



Related posts