Sábado, 10 diciembre, 2016

El éxito de Sneijder y Robben hace más grande el ridícul
El éxito de Sneijder y Robben hace más grande el ridícul

El éxito de Sneijder y Robben hace más grande el ridícul

Los madridistas nunca quisieron que los vendieran. Manuel Pellegrini, tampoco. Los dos, Sneijder y Robben, abandonaron Madrid echando pestes por el trato dispensado por los actuales dirigentes del Real Madrid. Los dos están demostrando ser grandísimos futbolistas.

No tienen nada que envidiar a los galácticos fichados a golpe de talonario por Florentino Pérez y Jorge Valdano. Si ahora quisieran recuperarlos tendrían que pagar el doble del dinero que recibieron cuando los vendieron. Pero no será así porque ellos no quieren volver.

Tanto Robben como Sneijder están haciendo grandes al Bayern Múnich y al Inter de Milán. Sus actuaciones en los octavos de final de la Liga de Campeones fueron clave para que los alemanes eliminaran a la Fiorentina y los italianos al Chelsea. Palabras mayores. No como el Olympique de Lyon.

Robben es el alma del Bayern. Es el hombre espectáculo, eclipsando incluso al deseado Ribery. Se le acusaba de ser un hombre de cristal, pero ya ha marcado 10 goles con su equipo y está sólo a dos de su mejor marca personal en una temporada. Sneijder está representando el papel de solista en el Inter. Es el hombre que da de comer a Etoo y a Milito, el que lanza el juego de ataque y las faltas con maestría. Además, ya ha marcado seis goles.

Son dos holandeses a los que fichó Calderón. Ese pudo ser su peor pecado, llegar al club de su mano. Pero su fútbol les ha devuelto a su sitio y ha dejado en evidencia el gusto de los que mandan en el actual Real Madrid.

COMENTA CON FACEBOOK



Related posts